PELICULEROS

sábado, 30 de octubre de 2010

No tengáis prisa por haceros mayores ...

Hay películas que parecen estar hechas para uno mismo, que el director ha pensado en ti, y sólo en ti, para escribir y rodar esa historia. Da igual que luego la vean millones de personas, tú sabes que esa película está hecha para ti, es tu historia y es tu película. Pues eso es lo que me ha pasado a mí viendo Héroes. Al salir de la sala me pasó algo que te pasa muy pocas veces en la vida (cinéfila): ser consciente de que acababa de ver la que será una de las grandes películas de mi vida.

Héroes es un viaje con un inmenso poder nostálgico a esos veranos de los ochenta en los que nos pasábamos el día montados en bici, construyendo cabañas en el campo, viendo en casa del amigo que tuviera VHS películas como La historia interminable o Los Goonies, descubriendo cosas como el primer amor o la primera decepción ... De hecho, no es ninguna casualidad que uno de los protagonistas de Héroes tenga un parecido asombroso con el Corey Feldman de Los Goonies.

Pau Freixas, director y coguionista junto a Albert Espinosa, no tiene ningún tipo de miedo en mirar hacia el cine norteamericano más ochentero para hacernos revivir nuestra infancia. Porque Héroes no es más, ni nada menos, que ver sobre una pantalla blanca una parte de nosotros mismos, esa parte que se moría de ganas por ser mayor pero que descubrió, tarde o temprano, que eso significaba dejar de vivir momentos mágicos. Tal y como se dice en los primeros cinco minutos de la película: "no tengáis prisa por haceros mayores porque los momentos mágicos que viviréis serán cada vez más escasos".

No tengo ningún tipo de reparo en confesar que lloré como un crío durante los últimos veinte minutos de Héroes. Y que la considero la mejor película del año, todo un logro en una cinematografía, la española, que olvida que las nuevas generaciones nos críamos con Los Goonies, Regreso al futuro, Una pandilla alucinante, Karate Kid, Dentro del laberinto, y no con el cine de Berlanga, por muy genial que éste sea, que lo es. Y Héroes nos invita a volver a sentirnos unos niños con las rodillas sucias, merendando pan con nocilla mientras en la tele del salón veíamos como una pandilla de críos se perdía en el subsuelo buscando un barco pirata perdido.

Emotiva, divertida, dramática, infantil, adulta, realista, fantástica ... inigualable. Es una experiencia por la que merece la pena pasar.

El tráiler:

4 comentarios:

Orologiaio dijo...

Tomo nota ;)

Juan dijo...

Brutal. No tengo palabras! Sólo lágrimas!

Alfins dijo...

Un par de cosillas:

1)Entre la ficción con la que crecimos te faltó "Verano Azul".
Y 2)Siento contradecirte pero vi la peli en el festival de Málaga y al preguntarles a Pau Freixas y Albert Espinosa, éstos no dudaron ni un segundo, la película la habían hecho para mí :-P

P.d. Enhorabuena por el post y daos prisa por haceros... con una entrada para este peliculón

pablolacala dijo...

tuve la suerte de trabajar en esta película y el rodaje fue tan emotivo como lo es la peli. además los niños estan viviendo ahora algo precioso. en breve los volveremos a ver en una serie de tv3 que se llama polseres vermelles. (pulseras rojas) también co-escrita entre freixas y espinosa y dirigida por el primero.

me alegro que os guste, le pusimos mucho cariño al rodaje y eso se nota.