PELICULEROS

sábado, 18 de septiembre de 2010

"Cómplices, el musical" o como volver a ser joven


Los últimos seis días han sido una locura desde que el lunes me bajé en la estación sur de autobuses de Madrid. He visto a amigos indispensables; he tenido curas a base de risoterapia a las 3 de la mañana con Lydia; he terminado el etalonaje de "3,2 (lo que hacen las novias)" con Manolator con quien currar se convierte en un placer; he latineado; me he vuelto loco para ver a todos los que quería ver ... y nos hemos ido de musicales. Precisamente de esto último quería hablar porque creo que con lo demás os aburriría.

El jueves pasado, Manolo y David nos invitaron a la función de "Cómplices, el musical", donde David tiene un papel protagonista, en el Teatro Calderón de Madrid (me niego a llamarlo con el nombre del popular helado porque me da un poco de vergüenza ajena el nombrecito de marras con el que ahora se conoce al teatro) Por si alguien no lo sabe, se trata de un musical basado en las canciones del grupo "Cómplices" muy en la línea del genial "Hoy no me puedo levantar". Pero obviamente hay que decir que Cómplices no son Mecano y que sus canciones no tienen el peso generacional de clásicos como "El 7 de septiembre", "Cruz de navajas", "Hijo de la luna", "En tu fiesta me colé" o "Me cuesta tanto olvidarte". Resumiendo, que al terminar la función de "Cómplices, el musical" me di cuenta de que apenas reconocí tres de los temas, los demás me sonaban como algo lejano o directamente era la primera vez que los oía. ¿Es esto malo? Para nada, porque eso nos hizo llegar vírgenes a una historia tremendamente emotiva sobre el amor en sus variantes más importantes ...

Lo que nos cuenta "Cómplices, el musical" es, cuanto menos, curioso. Dos ángeles, chico y chica, comparten una historia de amor eterna en el cielo pero deciden reencarnarse en humanos para vivir en la Tierra. Los dos juran buscarse una vez que nazcan aunque, obviamente, ninguno recordara nada, sólo sabrán que son almas gemelas en el momento en que se encuentren. Pero hay un problema y los dos ángeles son enviados a la tierra en forma de ... chico y chico. Los años pasan y los ángeles son ahora Dani, un rebelde que se niega a aceptar los abusos de poder y que está a punto de casarse con su novia, y Álvaro, un aspirante a bailarín recién llegado a Madrid junto a su mejor amigo. Una noche los dos coinciden en una discoteca y se cruzan las miradas ...

Tengo que reconocerlo, disfruté muchísimo del musical porque es como recibir un chute de optimismo, vitalidad y buen rollo. Sí es cierto que se le va la mano un poco con algunos golpes de humor propios de Pajares y Esteso, pero se le perdona por la enorme emotividad que Andreu Castro, el director y autor del libreto, consigue transmitir con la historia de unos jóvenes que se enfrentan a la madurez sin tener muy claro qué quieren ni cómo lo quieren. Y me sorprendió mucho el tremendo erotismo, mezclado con una acojonante sensibilidad, que se consigue en la relación entre Dani y Álvaro, una historia de amor heterosexual que tiene el pequeño inonveniente de que los dos son chicos. Chápeau por Marc Parejo (Dani) y por Borja Voces y David Tortosa, que se reparten el papel de Álvaro según la función, porque consiguen darle la vuelta a la típica historia de amor hasta conseguir que al público lo que de verdad le importe es que acaben juntos simplemente por el hecho de que están predestinados a eso.

Ver "Cómplices, el musical" es como volver a tener dieciséis años y creernos que somos los reyes del mundo, es como volver a enamorarnos por primera vez o como revivir el momento en que cruzaste la mirada con un desconocido y sentiste que lo conocías desde siempre. Es como volver a sentir que todos tenemos un alma gemela a la que tenemos que buscar, y darse cuenta de que esa es la mayor aventura de nuestras vidas.

Pero tengo que decir que, para mí, el mayor espectáculo no estaba sólo sobre el escenario. Lo mejor de la función fue ver la cara de felicidad absoluta de Manolo sentado a mi lado y la impresionante luz que desprendía David en su actuación ...

Ya lo sabéis, podéis ver "Cómplices, el musical" de miércoles a domingo en el Teatro Calderón de Madrid. Ya estáis tardando en correr a por vuestras entradas. Un pequeño adelanto:


No hay comentarios: