PELICULEROS

lunes, 29 de septiembre de 2008

Diario de rodaje Vol.3 (El Síndrome de Estocolmo)

Amanda, una de las chicas de producción del largometraje, me decía el otro día que lo que teníamos era síndrome de estocolmo a lo que añado que tiene que ser del tamaño de un piano. Es decir, el jueves pasado, último día de rodaje, a las 6 de la madrugada no podíamos evitar desear que la película terminara pronto porque 30 días sin parar nos había dejado un poco...exhaustos, hechos polvo, con horas de sueño atradadas, con unas ojeras que nos daban aspecto de zombies recién salidos de 28 días después...Y sin embargo fue oír el último ¡¡corten!! y ya echaba de menos lo que se ha convertido en mi primer trabajado remunerado en esa fábrica de sueños (y de vicio y drogas como diría mi madre) que es el cine...

Esta mañana he echado en falta levantarme a las 7 de la mañana para que Sinuhé me recogiera en la puerta de mi casa y nos fuéramos al rodaje, muertos de sueño pero con la cámara siempre en REC para ir dándole forma al making of del primer largo del director malagueño Rafael Robles "Rafatal", Los minutos del silencio. Y a pesar del cansancio acumulado me encantaría que el rodaje se hubiera alargado otros 180.000 días más. Lo dicho, un síndrome de estocolmo como un piano. Y es que son muchas las cosas que voy a echar de menos:

Adiós a las jornadas maratonianas de rodaje, al cátering del Centro Cívico, a las payasadas de Fele Martínez, al encanto de Silvia Rey, al buen humor de Alberto Ferreiro, a lo cachonda que es Terele Pávez...Adiós a la mítica frase de "Melina ¿me copias?, a las torrijas matutinas de Patri, al mundo interior de Gabi, al equipo encantador de producción, al encanto de Rafatal, a la espalda de Vicente que aparecía cada vez que empezábamos a grabar making of, a las mil historias de rodaje...Pero sobre todo adiós a las mil horas que he compartido con Sinuhé, Alberto y Laila con los que he convivido el último mes como si fuera "Gran Hermano". Como le dije a Lulu, la genial segunda ayudante de dirección: "qué chungo va a ser volver a la vida real después de este rodaje"

Aunque para Sinu y para mí aún no ha terminado el rodaje. Y no lo digo porque tengamos que montar las 20 horas que tenemos grabadas para dejarlas en 20 minutos de making of...No, no es eso. Lo digo porque el viernes tenemos que pagarle una cena a Laila, maquilladora de la película y, curiosamente, de mis cortos, por no haber reventado en el rodaje y haber arrancado más de una cabeza. Se portó como una campeona y se contuvo por lo que ahora toca apechugar por no haber confiado en su paciencia y pagar la apuesta en forma de cena que Sinu y yo hemos perdido...

Pero eso es otra historia para ser contada en otro día.

2 comentarios:

Regina dijo...

Tomás me ha dado esta dirección.

Gracias por los diarios de rodaje.

Espero que no te importe que te mande un e-mail (soy pennylane). Quería comentarte algunas cosas.

Un saludo

Regina dijo...

Por cierto, tengo una plataforma que pretende impulsar al arte y a la cultura. Me das tu permiso para prmocionarte y así conseguir que más personas conozcan lo que haces?

www.intercambio-compra-venta.blogspot.com

Un saludo