PELICULEROS

miércoles, 23 de enero de 2008

And the Oscar goes to...


Justo ayer Heath Ledger pudo haber sido nominado a mejor actor de reparto por su interpretación de Bob Dylan en "I am not there" pero no fue así...menos de 10 horas después se encontraba su cadáver y un nuevo mito nacía...La fábrica de sueños a veces se convierte en la fábrica de pesadillas. Ayer nos ofreció sus dos caras: la más alegre, con las nominaciones a los Oscar, y las más oscura, el fallecimiento del protagonista de Brokeback Mountain por una aparente sobredosis.


El homenaje a Heath Ledger está un poco más abajo así que ahora toca hablar de ese chute de superficialidad y aparente glamour que son los Oscar. Todos los años por estas fechas nos abordan las que se suponen son las mejores películas del año, todas ellas apoyadas por una campaña de publicidad apabullante que hace que uno se pregunte si los Oscar son justos o no...o simplemente si realmente se premia a lo mejor del año. Obviamente quien piense que son justos es que aún conserva un grado de inocencia que ni Heidi y Clara. Aún así de vez en cuando se cuelan justas competidoras por la dorada estatuilla y, en ocasiones, hasta se produce el hecho insólito de que la mejor película del año sea premiada como eso, como la mejor película del año (como ocurrió con American Beauty en 1999) Aún así siempre es un placer pasarse la noche en vela y asistir en pijama y zapatillas a la fiesta del cine por excelencia.


Cinco películas competirán este año por ser anunciadas a todo bombo como la mejor del 2007:


-Expiación


-There will be blood (Pozos de ambición)


-Juno


-No es país para viejos


-Michael Clayton


Y toda una sorpresa ver que se reconoce el talentazo de Paul Thomas Anderson, nominado como mejor director por There will be blood (Pozos de ambición) que se ha convertido en la grandísima favorita para llevarse la estatuilla este año, aunque Expiación haya sido la ganadora del Globo de Oro. Paul Thomas Anderson es el gran culpable de buena parte de mi educación cinematográfica gracias a esas dos OBRAS DE ARTE que son Boogie Nights y Magnolia, ambas injustamente olvidadas en las ediciones de los Oscars de sus años (1998 y 1999), y que ahora puede coronarse como el gran triunfador de este año. El tráiler promete muchísimo y todo parece indicar que Mr.Anderson ha facturado un clásico instantáneo del séptimo arte. Su protagonista, Daniel Day Lewis, prácticamente puede ir haciendo un hueco en su estantería para colocar el Oscar al mejor actor.






Aún así mi corazón pertenece este año a Expiación...y es que vaya pedazo de historia de amor se ha marcado el señor Joe Wright. Keira Knightley (nunca me cansaré de decir lo infravalorada que está esta gran actriz) y James McAvoy protagonizan un romance marcado por la crueldad, la pasión, el sexo, la mentira, el engaño, la inocencia y el recuerdo de un solo momento que marcará sus vidas para siempre. Una factura moderna para una historia clásica contada de una manera perfecta. La película me cogió un pellizco en el estómago que todavía me dura...no me había pasado nada igual desde Los puentes de Madison. El giro final da un sentido a la historia que hace que tengas que replantear todo lo que has visto, eso sí consigues no acabar llorando como una Magdalena. Pura magia del cine, eso es lo que hace tan grande a Expiación. La imagen de Keira Knightley de pie en la escalinata, con el vestido verde, viendo como el coche de policía se aleja...esa expresión tan sencilla y compleja a la vez...eso es uno de los momentos que sabes que va a pasar a la historia del cine, o al menos a la historia del cine de Javi. Una auténtica pena que ninguno de sus dos actores protagonistas haya conseguido ser nominado aunque sí lo está la niña Sadirse Ronan por el dificílisimo papel de Briony, la desencadenante de toda la historia. Expiación ya se llevó el Globo de Oro a mejor película pero algo me dice que será una de las grandes perdedoras en la noche de los Oscar...

De Michael Clayton mejor no hablar porque me enciendo...está clarísimo que la película está ahí para que todo el mundo vea lo progres que son en la Academia porque sino no lo entiendo. La película de George Clooney le ha quitado el puesto a otras que se lo merecían mucho más como Zodiac, Sweeney Todd, Across the universe, Ratatouille, American Gangster y un buen puñado más. En fin, siempre se cuela algo así.
Juno tengo muchísimas ganas de verla porque todo lo que oigo de ella es muy, muy bueno. El cartelito que le han colgado es el de la nueva Pequeña Miss Sunshine y eso ya es bastante aliciente como para esperar ansioso su estreno en España. Y qué gran alegría la nominación al Oscar a la mejor actriz para Ellen Paige, una jovencita que todavía me hace temblar cuando la recuerdo como la niña hija de puta de Hard Candy...y todo el que sea hombre y la haya visto me entenderá lo que digo.
Y como no...enhorabuena a Javier Bardem por su nominación al mejor actor de reparto por No es país para viejos. Y es que si hay un Oscar seguro esa noche es éste. Sería una auténtica sorpresa que el sex symbol español no subiera a por su premio por su papel de asesino psicópata en la película de los Coen, prácticamente le han dado todos los galardones de este año y es uno de los casos, como ya ocurrió el año pasado con Helen Mirren y The queen, donde sus competidores por el premio saben que no tienen absolutamente nada que hacer. Ahora sólo queda plantearse una cuestión: ¿seguirá trabajando en España o recurrirá a la excusa estúpida de aque aquí no le ofrecen buenos papeles?
Alberto Iglesis también está nominado como autor de la B.S.O. de Cometas en el cielo pero en este caso es más difícl que gane, sobre todo por esa maravilla de música que da forma a las imágenes de Expiación y que es la gran favorita en ese apartado.
¿Habrá gala o no? La huelga de guionistas amenaza seriamente la que es la mejor y más estúpida fiesta del cine...Por si acaso yo ya sé que la madrugada del 24 de febrero no se duerme...Por cierto, dos días antes será el estreno oficial de mi último cortometraje, El hombre del saco...Menudo fin de semana me espera...

No hay comentarios: